La Comunidad permitirá agrupar alumnos de Infantil y Primaria en la misma clase

| 03/9/2020 07:45

La Comunidad de Madrid ha defendido que los colegios puedan juntar alumnos de varios cursos en Infantil y Primaria para la formación de grupos de convivencia estables de 20 un máximo de 20 alumnos o la aplicación de la distancia de 1,5 metros entre alumnos de una misma aula. El vicepresidente regional, Ignacio Aguado, ha asegurado en rueda de prensa que esta medida no afectará al «proceso educativo». Y ha incidido en que esto es algo que ya sucede en otras autonomías o en zonas rurales de la propia Comunidad de Madrid.

Según ha explicado, se autorizará a los profesores que lo consideren necesario a agrupar a niños de distinta etapa educativa «para intentar cuadrar los cursos» con el objetivo de garantizar que exista «un grupo de convivencia permanente, un grupo burbuja». Esta medida se llevará a cabo si el profesor lo considera oportuno para «cuadrar los grupos y cumplir los ratios» para que ningún alumno «se quede fuera». «Se pone de techo 2º de Primaria porque es «donde se considera por parte de la Consejería de Educación que el intercambio no afecta a su proceso educativo y se puede gestionar por parte del profesor».

Un entorno seguro

El vicepresidente de la Comunidad, Ignacio Aguado, ha considerado que los colegios de la autonomía serán «más centros de detección que de contagios» y ha asegurado que las clases comenzarán «en un entorno seguro».

«Voy a hacer todo lo que esté en mi mano para que haya el menor número de niños contagiados», ha sostenido en rueda de prensa, tras la reunión del Consejo de Gobierno. Según ha expuesto, está «convencido» de que el esfuerzo de las consejerías de Sanidad y Educación «va a tener recompensa» aunque ha reconocido que «el riesgo cero no existe». «Sería mentir a los españoles decir que es imposible que alguien se contagie», ha subrayado.

Aguado ha garantizado que desde el Gobierno regional harán todo lo que esté en su mano «para que no haya contagios, para minimizar el riesgo». Finalmente, Aguado ha declarado que en la medida «en que la transmisión comunitaria vaya en crecimiento inevitablemente se trasladará a las escuelas»