premios confilegal

Más de 400 figuras del mundo jurídico español se reunieron en Madrid para celebrar los VI Premios de Confilegal

| 22/11/2023 11:28 | Actualizado: 22/11/2023 11:35

El Salón de Medinaceli del Hotel Westin Palace de Madrid acogió la celebración de los VI Premios de Confilegal el pasado martes 21 de noviembre, reuniendo a más de 400 destacadas personalidades del mundo jurídico español. Este evento anual se ha establecido como una cita esencial para las figuras más influyentes del ámbito legal, destacando por su ambiente de concordia en tiempos de turbulencia política.

El acto, presentado por el periodista Gonzalo Bans, contó con la intervención del editor de Confilegal, Julen Ariza, y su director, Carlos Berbell.

Ariza fue el encargado de abrir el evento, y quiso dejar constancia de que «las trincheras donde se libra la batalla por la libertad no están solamente a miles de kilómetros de aquí, sino también en cada institución de nuestro ordenamiento jurídico o de cada noticia que publicamos» aportando información independiente y especializada «desde el primer momento».

La ceremonia fue testigo de un momento histórico de unidad, simbolizado por la entrega del premio a la Trayectoria por parte de Rafael Catalá, exministro de Justicia por el Partido Popular, a Juan Carlos Campo, exministro de Justicia con el PSOE y actual magistrado del Tribunal Constitucional. Este gesto resaltó la posibilidad de superación de las diferencias políticas en pos de un futuro menos polarizado.

Juan Carlos Campo, el primero de los premios

El galardón en la categoría de Trayectoria recayó en manos del magistrado del Tribunal Constitucional y exministro de Justicia, Juan Carlos Campo, por, entre otros méritos, impulsar la transformación digital de la Administración de Justicia en todo el territorio español.

El premio fue entregado por Rafael Catalá, quien describió a Campo como «un servidor público extraordinario que, más allá de su condición de juez, ha tenido el compromiso de prestar servicios en varios ámbitos» como, por ejemplo, vocal del CGPJ, responsable de la Administración de Justicia en Andalucía, secretario de Estado o ministro.

Campo expresó que sus 36 años de vida activa en el derecho son consecuencia de un «amor hacia la Justicia» porque «España necesita a los mejores juristas para regular nuestra convivencia, cada uno desde su sitio y siendo fiel a unos principios únicos». Y aunque reconoció que son momentos complejos, se siente muy afortunado de estar en el Tribunal Constitucional.

Women in a Legal World, premio al Compromiso

El premio en la categoría correspondió a Women in a Legal World, asociación sin ánimo de lucro fundada en 2019 por un grupo de mujeres profesionales del ámbito legal.

El galardón que fue entregado por Juan José Sánchez Puig, CEO de ISDE, que elogió a la asociación al llevar por bandera el talento humano y un ambiente en el que se respira compañerismo. «Luchan porque las mujeres gocen de puestos de responsabilidad en empresas».

Marlen Estévez, su presidenta, fue la encargada de recoger el galardón, aunque llamó a sus compañeras para que subiesen al estrado a recoger el galardón porque «este premio es de todas. Estamos muy agradecidas de que se reconozca el trabajo que hacemos cada día, porque luchamos por la diversidad y porque se premie el talento sin género».

José María de Pablo, galardonado en la categoría Independencia

La tercera categoría premiada fue la de Independencia. El galardonado fue el abogado penalista José María de Pablo por su contribución a la formación, el debate y la promoción de la divulgación legal desde su atalaya de Twitter, una plataforma en la que cuenta con 112.000 seguidores.

El decano del Colegio de la Abogacía de Madrid (ICAM), Eugenio Ribón, fue el encargado de entregar el galardón, que consideró que a De Pablo se le caracterizaba por tener una «trayectoria profesional brillante, por su influencia en redes y por sus compromisos éticos» al tener valores.

Tras entregarle el premio, De Pablo confesó que le hacía ilusión recibirlo en la categoría Independencia al ser uno de los principios del derecho. Sin embargo, detalló «que para que un abogado pueda actuar con independencia, hace falta que el Poder Judicial sea independiente», por lo que reivindicó la necesidad de la separación de poderes, algo que cree que en estos tiempos es aún más importante al ser «el pilar que protege al ciudadano de los otros poderes».

Mar España, premiada en Innovación

En la categoría de Innovación, la elegida fue Mar España, directora de la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD). A la hora de tomar la decisión, el jurado puso en valor sus innovaciones en el campo de la protección de datos y la privacidad, abogando por soluciones legales y tecnológicas para minimizar el impacto negativo del mal uso de Internet y las redes sociales.

El premio fue entregado por Ofelia Tejerina, presidenta de la Asociación de Internautas y galardonada en la categoría Legaltech en los Premios Confilegal 2018, definió a la directora como una «persona muy importante en la protección de las personas» con un compromiso claro en la educación digital y en la protección de los derechos fundamentales.

La directora de la AEPD dio las gracias a Rafael Catalá, allí presente, por ponerla al frente del cargo hace ya 9 años. En su discurso, manifestó que le gustaba la protección a la infancia, pero reconoció que nunca imaginó que iban a recomendar clases de derecho penal en el colegio por todas las cosas que ven. «Estamos en un momento en el que nos jugamos mucho en todos los ámbitos, mi compromiso es total, necesitamos consenso y no puede haber ideologías, es necesario una ley de protección a la infancia de menores en internet».

Francisco Pérez Bes, premio Legaltech Santander

En la categoría LegalTech Santander el elegido fue Francisco Pérez Bes, uno de los abogados más influyentes en Derecho de las Tecnologías de la Información y la Comunicación en España, y toda una referencia sobre cumplimiento legal en e-marketing y Social Media. Su trabajo ha contribuido al desarrollo del derecho digital en España, a la promoción de la seguridad jurídica y a la protección de la privacidad en el entorno digital.

Recibió el premio de la mano de Adolfo Díaz Ambrona, secretario general de Santander España, que ensalzó la labor de Pérez Bes al considerar que es uno de los abogados más influyentes en derecho tecnológico en España. «Sus publicaciones son de máximo interés no solo para juristas, sino para todo tipo de personas al usar un lenguaje claro y sencillo».

Díaz Ambrona dedicó el premio a todos los que le han apoyado e inspirado a lo largo de su carrera y en todas sus horas de estudio, mientras mezclaba dos mundos, el derecho con la complejidad que tiene la tecnología. «Es nuestro deber como abogados seguir impulsando la innovación y facilitar el acceso a la Justicia más eficiente para garantizar los derechos de la ciudadanía».

Premios a título póstumo a Rafael de Mendizábal y Ramón Rodríguez Arribas

Confilegal entregó dos premios a título póstumo. Por un lado, a Rafael de Mendizábal, magistrado emérito del Tribunal Constitucional y del Tribunal Supremo, «padre» y creador de la Audiencia Nacional y uno de los «gigantes» de nuestra historia democrática, en el orden jurídico y en el político.

La vicepresidenta del Tribunal Constitucional, Inmaculada Montalbán, fue la encargada de entregar el premio a su hija, Teresa de Mendizábal, y contó como anécdota que el día en que lo conoció, él presidía el tribunal de su oposición. «Lo recuerdo como un patricio romano que impartía la calificación de muchos de los que entonces opositamos y hoy estamos aquí».

También recibió el galardón a título póstumo Ramón Rodríguez Arribas, que falleció hace solo 24 días. Ejerció como magistrado juez profesional y fue presidente de la Unión Internacional de Magistrados.

Su forma de ser, abierta y directa, su actitud de comunicación constante, de tener puentes para el entendimiento con el contrario, su capacidad para el consenso y su lucidez de mente, hicieron de él un referente para sus compañeros a lo largo de toda su vida.

El premio fue entregado por Manuel García Castellón, magistrado de la Audiencia Nacional, a su hijo Ramón Rodríguez Nogueira, el cual le describió como «un hombre conservador» pero que «en sus sentencias nunca dejó entrever cuál era su posición ideológica, siempre tuvo vocación».